lunes, 23 de febrero de 2009

La plata que se desapareció con la crisis bancaria (explicado como para mi suegro)

Acá en Colombia el tema de los bancos y la crisis que afecta la banca ha tomado fuerza en los últimos meses y todo el mundo busca opinar sin entender muy bien que es lo que pasa. El asunto de las empresas captadoras ilegales de dinero como DMG y DFRE sólo ayudaron a exacerbar la curiosidad por el asunto. Por ejemplo mi suegro el otro día me comentaba a propósito de la crisis bancaria estadounidense "yo lo que me pregunto es donde está toda esa plata que se perdió", yo le respondí:
_ "Ese dinero ya no existe"
_ "¿Cómo no va existir? Tiene que estar en una parte..."

Yo busqué la forma más sencilla de explicarle algo que para mi todavía resultaba (resulta) un poco confuso pero que en términos sobresimplificados, tales como los que voy a reproducir acá, puede arrojar cierta luz a los comunes mortales que tenemos que padecer los embates de la economía.

Resulta ser que en algún momento de la historia se les comenzó a permitir a los bancos a que trabajaran bajo un sistema denominado de reserva fraccionada, que es como funcionan la mayoría de los bancos en el mundo incluyendo en países como EEUU, España, Colombia y Venezuela.

¿Qué significa esto?

Supongamos que usted se le ocurrió un día que montar un banco era un buen negocio (que los es, creáme) y se consigue diez personas para guardarles sus reales con el compromiso de cuidárselos de los maleantes y ofrecerles unos modestos rendimientos por concepto de intereses. Supongamos que esas diez personas aportaron cada una 1 millón en depósitos que ellos consideran como suyos, usted tiene en su banco 10 x 1 millón = 10 millones por los que tiene que responder y de los que tendrá que empezar a pagar los ya mencionados intereses.

Usted como banquero, que ciertamente no es ningún bobo, piensa: "tengo que empezar a mover estos reales y hacer dinero". ¿Cómo lo hace? Prestando la plata de los ahorristas porque ni modo...

Supongamos ahora que llega alguien a su banco pidiendo un préstamo, usted lo primero que le dice: "muy bien, ¿Cuánto necesita? ¿Cinco millones? Yo se los presto pero primero usted tiene que abrir una cuenta en este banco y allí es donde le voy a depositar su dinero... por supuesto le voy a tener que cobrar unos intereses que son un poco mayores a los modestos intereses que le pago a mis ahorristas ¿le parece?".

Y ya está, quien pidió el préstamo ahora tiene en su cuenta 5 millones, mientras que los diez primeros clientes tienen en su cuenta cada uno su millón, lo que totaliza 15 millones. O sea, casi un milagro bíblico, la multiplicación del dinero. Lo más loco de todo esto es que, los cinco millones del préstamo que recibió el nuevo usuario del banco y que está depositado en una cuenta del mismo sirve nuevamente como respaldo para ofrecer nuevos créditos, por lo que los 10 millones originales pudieran convertirse, gracias a la magia del sistema de reserva fraccionada, no en 15, sino en 20, 30 millones o incluso más.

Resulta obvio en este punto que el sistema funciona únicamente en la medida en que los depositarios no quieran retirar su plata todos a la vez, cosa que únicamente ocurre en momentos de crisis en las que las personas salen en desbandada a sacar sus ahorros y dejar las cuentas vacías. Mientras que las cosas vayan marchando más o menos bien todos los cuentahabientes mantendrán la ilusión de que su platica está a buen resguardo.

Supongamos ahora que el banco que usted montó está operando en plena crisis económica mundial ¿Qué pasa con el señor al que le prestamos los 5 millones (que es lo que está pasando con millones de deudores en EEUU y otras partes del mundo)?
  • Puede ser que le pague la deuda, pero ante la incertidumbre de la situación decida no endeudarse más, porque bueno... uno no sabe que puede pasar después. Paradójicamente en ese caso no hay más dinero circulando sino menos, porque los cinco millones que pagó eran parte del mismo capital inicial que aportaron sus diez primeros ahorristas. Es doblemente malo que el hombre pague todo porque con el crédito usted estaba recibiendo unos ingresos por concepto de los intereses que le cobraba, ingresos con los que no cuento ahora.
  • También puede ser que la deuda lo afectó y ya no pudo pagar las cuotas. En estos casos usted como dueño del banco va y le embarga al tipo algún bien que haya dejado en prenda, como una casa, un carro o alguna máquina (si es el caso, en ocasiones simplemente no hay nada que embargar y el dinero se convierte en un "incobrable"). Uno pensaría que esto compensa el dinero que usted creó, pero en realidad no es tan así. Ocurre que el hecho de que el señor no pagara sus cuentas es un síntoma de un escenario mucho más complejo en el que el desempleo hace que la gente gaste menos, la gente gastando hace que la demanda de bienes y servicios disminuya y esa disminución hace que los precios de estos bienes y servicios bajen. Usted termina embargando, por decir algo, un carro en un mercado en declive, ya de por sí devaluado, que terminará rematando por una cantidad muchísimo menor de lo que usted pensaba cobrarle al señor de la deuda en cómodas cuotas. Si es inteligente buscará salir de ese carro lo antes posible (venderlo bien barato), porque no sólo le va a empezar a generar gastos (peritos, seguros, gastos de transporte y almacenamiento, avisos en prensa, etc) sino que además un carro no le va a servir para multiplicar el dinero. Por si fuera poco, se quedó sin un cliente potencial a quien ya no le va a poder seguir prestando plata porque ¿si no pagó el préstamo anterior cómo se supone que va a poder pagar otro crédito (hipoteca, cuenta de la tarjeta de crédito)?

---

Generalmente un banco no puede prestar toda la plata que depositaron sus usuarios. Un cierto porcentaje debe mantenerse en reserva como mecanismo de control. A este porcentaje se le denomina "encaje legal" o "coheficiente de reserva" y varía de país en país. En Venezuela el encaje legal está por el orden del 17%, en España es apenas del 2%. En Colombia este valor es variable y depende del tipo de instrumento financiero: Las cuentas corrientes, que son las que más se mueven, requieren un encaje del 13%; las cuentas de ahorro, que se mueven un poco menos, 6%; y los plazos fijos, que van engordando por un número de meses sin ser tocados, 2.5%.

Es importante señalar que el encaje legal es uno de los mecanismos de los que se vale un gobierno para combatir la inflación: Si éste se incrementa, entonces los bancos sólo pueden multiplicar la plata un número de veces. El aumento del encaje legal representa una restricción del crédito y una disminución de la liquidez (la cantidad de dinero que circula en el mercado) presionando hacia abajo la inflación. Por otro lado, la disminución del encaje legal busca alentar el crecimiento de la economía porque promueve el endeudamiento y con ello el consumo.

A partir de estas ideas básicas uno empieza a atar algunos cabos y entender mejor por qué ocurren algunas cosas:
  • Con todo y que fueron los bancos algunos de los principales responsables de la precipitación de la crisis, el gobierno estadounidense prefirió otorgarles a ellos mismos 700.000 millones de dólares y no a los ahorristas: De haberle dado dinero a los ahorristas hubieran tenido que desembolsar una suma equivalente a varios billones de dólares. Al entregarle dinero a los bancos pueden mantener la ilusión de las personas de que su dinero está a buen resguardo y de que eventualmente podrán hacer uso de él en un futuro cercano.
  • Bajo el esquema de reservas fraccionadas los mayores ingresos de un banco dependen del número de créditos que se efectúen. Si un banco no presta dinero (por ejemplo porque las condiciones de la economía empeoran) no pierde sólo por los intereses que deja de recibir sino por su incapacidad para "multiplicar" el dinero. Es éste uno de los motivos por los que gran parte del dinero simplemente ya no existe. Si cae el crédito, también cae el consumo de bienes y servicios y los precios empiezan a diminuir. Parte del valor percibido de esos bienes y servicios deja de existir también.
  • El punto anterior puede verse de forma gráfica en el sitio Shadowstats.com. Fíjese en la drámatica caida de la oferta monetaria estadounidense durante esta crisis (money supply). Es esta la razón por la cual, a pesar de los miles de millones de dinero inorgánico que imprime día tras día el gobierno estadounidense, la inflación se ha estancado y por el contrario, comenzó a hablarse de la amenaza de la deflación (la caida generalizada de los precios, para ello ver la tabla CPI o de índice de precios al consumidor).
  • El sistema de reservas fraccionadas es también el motivo por el cual un banco aparentemente sano pudiera quebrar en apenas un par de días si ocurre una estampida masiva de personas queriendo retirar sus ahorros.

4 comentarios:

Vajradhara dijo...

tu explicación la faltan muchos puntos. La plata no desaparecio por esos motivos que tu presentas en tu artículo. En la crisis mundial juegan otros factores un rol esencial. Hay otros mecanismos bancarios que quizás son totalmente ajenos al mundo financiero venezolano o colombiano. En el mundo capitalista puro, estamos enfrentados a otros productos financieros. Cómo venta de creditos y la ilusión de la expansión del mercado inmoviliario.

antesdelunes dijo...

Hola primo. Es cierto, a mi explicación le faltan muchos puntos. Yo no hablé en términos generales de la crisis mundial, ni de la crisis de las hipotecas sub-prime, ni de los instrumentos financieros, únicamente de la contracción de la masa monetaria, que en palabras menos técnicas significa que la plata desapareció (o que hubo destrucción del valor, como dirían los economistas).

La crisis económica tuvo varias aristas, una de ellas provocada por el alto precio de los commodities, otra por debilidades inherentes a la economía estadounidense y están arrastrando consigo a las demás economías. Todo ello es indudable.

Pero la explicación de por qué desapareció la plata es básicamente debido al modelo de reservas fraccionadas. Voy a ahondar en ello.

antesdelunes dijo...

Fíjate lo que dice la Wikipedia sobre la Teoría austríaca del ciclo económico:

"La teoría austríaca del ciclo económico... explica la relación entre el crédito bancario, el crecimiento económico y los errores de inversión masivos que se acumulan en la fase alcista del ciclo, explotando con la burbuja y destruyendo valor.

Sostiene que una expansión “artificial” del crédito, es decir, no respaldada por ahorro voluntario previo, tiende a aumentar la inversión, dado que los precios relativos han sido distorsionados por la mayor masa de dinero circulante en la economía. Estas inversiones, que no hubieran sido emprendidas de no ser por la mencionada distorsión, sobreutilizan los bienes de capital acumulados, y tarde o temprano las tasas de interés artificialmente bajas se acomodan en su verdadero nivel de mercado, generalmente muy superior al establecido por los bancos centrales dado la escasez de bienes de capital. Esto corta abruptamente el flujo de crédito barato, y las inversiones que parecían rentables con precios inflados ahora dejan de serlo: la crisis estalla y se efectúa la natural liquidación de las inversiones erróneas."

Como la economía estadounidense estaba entrando ya en recesión, el Departamento del Tesoro comenzó a bajar las tasas de interés de referencia. Eso ocasionó dos cosas: Uno que el crédito se hizo barato y abundante para todo el mundo (lo que motivó que los bancos empezaran a aprobar créditos a todo el mundo independientemente de su capacidad de pago); y dos, que fuera mucho más rentable invertir, por decir algo, en casas que tener dinero en el banco, lo que a su vez alimentaba la locura del crédito inorgánico, tanto para construir como para comprar.

Esto originó la burbuja inmobiliaria y el inflamiento ficticio de precios de los bienes pero también del valor en bolsa. Cuando reventó la burbuja el valor se destruyó, el Dow Jones que estaba en 14.000 puntos cayó a 7.000 puntos ¿Qué pasó con esa plata? ya no existe. Las casas que valían un millón de dólares ahora valen medio millón ¿Qué pasó con esa plata? ya no existe.

antesdelunes dijo...

El punto del artículo sigue siendo válido sobre todo para entender la creación de dinero fiat: Los bancos se ponen a crear plata de donde no hay debido al sistema de reservas fraccionadas, la burbuja se hace insostenible, se detiene el crédito, se destruye el valor, la plata no existe. Tal como había escrito: es una sobresimplificación de la realidad como para que mi suegro entendiera que no es que hay alguien que agarró esos miles de millones y los tiene escondidos, sino que simplemente el dinero ya no existe.